Miércoles 17 Abril 2024

El cofundador de Pink Floyd: "Los lobbies israelíes organizaron este boicot"

El cofundador de Pink Floyd, Roger Waters, no ha podido acceder a alojamientos en Buenos Aires y Montevideo, donde tiene previstos conciertos en los próximos días.

¿La causa?

Haber condenado el genocidio del Estado de Israel en la Franja de Gaza.

El músico, en una entrevista publicada por el diario argentino Página/12, declaró que estaba "furioso" por la situación porque no tenía "dónde alojarse" y por haber tenido que cancelar una reunión con el expresidente uruguayo José 'Pepe' Mujica, a quien considera un "amigo".

"Tengo que volar para allá directamente el día del show, el viernes 17. Y tenía una cita para cenar el día 16 con Mujica. Y no puedo ir, no puedo cenar con Mujica" porque de alguna manera estos "idiotas de los 'lobbies' israelíes lograron sobornar a todos los hoteles de Buenos Aires y Montevideo y organizaron este extraordinario boicot basado en mentiras maliciosas que dicen sobre mí".

Waters denunció que su reserva en el hotel Faena de Buenos Aires fue cancelada con la excusa de que estaban renovando las habitaciones. Ante la cancelación, el artista realizó una nueva reserva de diez habitaciones, para el período comprendido entre el 13 y el 22 de noviembre, en el hotel Alvear, la cual fue cancelada pocas horas después.

Una situación similar ocurrió en Uruguay. Allí, el hotel capitalino Sofitel recibió una carta del presidente del Comité Central Israelita local, Roby Schindler, para presionar a una de sus autoridades para que no lo recibiera. "Quizás no sabe, y no lo culpo por ello, que Roger Waters es un misógino, xenófobo y antisemita, que explota su fama de artista para mentir y vomitar su odio hacia Israel y todos los judíos", dice la carta.

Y añadió: "Al recibirlo serán, lo quieran o no, propagadores del odio que difunde este señor y contribuirán a aumentar la judeofobia".

El autor de obras musicales icónicas como el mítico álbum 'The Wall' respondió a las críticas y mantuvo su llamamiento a detener el "impactante estallido genocida" de Israel.

"Estas personas, los Roby Schindler de este mundo, intentan silenciarme porque yo creo en los derechos humanos y ellos no. Son una sociedad colonial a la que nada impide, ni siquiera el asesinato en masa, proclamar su supremacía sobre otros pueblos y otras religiones", respondió Waters. Desde San Pablo rechazó las acusaciones y confirmó su condena al Estado de Israel, culpable, según él, de "limpieza étnica" desde hace 75 años, así como de los bombardeos a Gaza y de la muerte de 4.000 niños y recién nacidos.

"Sé exactamente lo que siento en mi corazón, y nunca he tenido un pensamiento antisemita en toda mi vida. Lo que condeno es lo que hace el gobierno israelí, y lo enfrentaré porque se equivoca y se ha equivocado desde el principio. Bueno, se acabó el tiempo: ¡Detengan el genocidio ahora! La forma más fácil es hacerme pasar por antisemita, y eso se debe a que no tienen una brújula moral, no pueden tener un argumento sólido del lado israelí del asunto. Están cometiendo asesinatos, están cometiendo genocidio, están oprimiendo a otro pueblo", denunció.

El músico se presentará el 17 de noviembre en el Estadio Centenario de Montevideo y los días 21 y 22 de noviembre en el estadio de River Plate en Buenos Aires.

Foto: Antimafia Duemila