Miércoles 17 Abril 2024

Tras las manifestaciones contra el nuevo presidente argentino, los sindicatos también se levantan y anuncian una huelga general

Se esperan fuertes turbulencias en el Poder Legislativo argentino. El nuevo presidente de Argentina, Javier Milei, después de presentar al Congreso una "ley ómnibus" destinada a modificar las leyes que regulan los sectores clave del país, también invocó un estado de emergencia que le otorga todos los poderes que, según la Constitución, corresponden al Parlamento. Un estado de emergencia de carácter público que afectará a cuestiones económicas, financieras, fiscales, de defensa, pero también sanitarias, administrativas y sociales. La duración del estado de emergencia es de dos años, hasta el 31 de diciembre de 2025, prorrogable por otros dos años. En esencia, como subraya el diario La Repubblica, Milei tendría plenos poderes durante todo su mandato presidencial. En caso de que el Poder Legislativo se oponga al pedido del Ejecutivo, Milei convocará a un plebiscito para que el pueblo decida. Sin embargo, fuera del gobierno, el único sentimiento que parece extenderse entre la gente en este momento es el descontento general. De hecho, pocas semanas después de la elección de Milei como presidente de Argentina, se organizaron varias manifestaciones contra el rumbo tomado por el nuevo gobierno. En la última manifestación, que tuvo lugar hace unos días en Buenos Aires, siete manifestantes fueron detenidos y un policía resultó herido. Mientras tanto, la agencia Reuters ha adelantado que la CGT, uno de los principales sindicatos del país sudamericano, anunció que ya está planificando una huelga general prevista para el 24 de enero, para protestar contra las medidas propuestas por el presidente Milei.

El no de Milei a los países BRICS

El rumbo político tomado por el presidente de Argentina, Javier Milei, también se puede ver en términos de política exterior. El presidente argentino ha rechazado la invitación a unirse al bloque BRICS de países emergentes (Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica). En una carta enviada al presidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva y difundida por Globo News, Milei confirmó oficialmente que Argentina no aceptará la invitación a unirse al bloque de países emergentes. "Se revisarán algunas decisiones tomadas por la administración anterior (del expresidente Alberto Fernández). Entre ellos -afirmó Milei- está también la entrada del país a los BRICS". La comunicación -hizo notar ANSA- fue recibida sin sorpresa en Brasilia, ya que incluso antes de que asumiera el gobierno, Milei había anunciado que Argentina iba a retirarse.

Foto de portada: © Midia NINJA / Flickr