Domingo 26 Mayo 2024

Jóvenes estudiantes golpeados en Turín

En vídeo e imágenes la represión policial de hoy, 3 de octubre, en Torino

Cachiporras, una vez más, contra los jóvenes estudiantes que protestan y salen a las calles para hacer oír su voz y su indignación contra el gobierno fascista de Meloni. No, no estamos en los años setenta, cuando en Argentina los Videla, los Massera, los Galtieri y los Agosti, después del golpe de Estado, llevaron a cabo una terrible y cruel represión contra quienes expresaban su disidencia.

Pero si esto sigue así, poco nos falta.

Hoy en Torino, cientos de estudiantes participaron en una marcha contra Giorgia Meloni en la ciudad con motivo del Festival de las Regiones.

Los manifestantes habían partido del Palazzo Nuovo en un intento de llegar a Piazza Carignano, donde tuvo lugar el encuentro institucional con la primera ministra, los ministros y los presidentes de las Regiones y Provincias Autónomas, para hacer oír su voz.

Pero no pudieron llegar. Fueron bloqueados varias veces por cordones policiales.

Luego, en la calle Príncipe Amedeo, empezaron los enfrentamientos. Empujones y cachiporras violentas contra los jóvenes que respondieron en calle Lagrange arrojando huevos a la policía.

Así es como el gobierno fascista intenta detener a cualquiera que pretenda expresar su desacuerdo con sus políticas.

Escenas que también vimos en Palermo, el pasado 23 de mayo, cuando los golpeados eran jóvenes y ciudadanos que habían participado en el desfile "No fueron ustedes, pero fueron ustedes", promovido por decenas y decenas de asociaciones antimafia, grupos estudiantiles y sindicatos. La intención era honrar la memoria de Giovanni Falcone, Francesca Morvillo y los agentes de su custodia, protestar contra las pasarelas estatales y las hipocresías que se repiten desde hace años el día del aniversario de la masacre de Capaci. Pero una absurda orden fascista del prefecto impidió que todo transcurriera de la mejor manera posible.

Éste es el clima que fomenta este gobierno fascista, inconstitucional y belicista, y entre los partidos que lo apoyan y forman la mayoría está Forza Italia, al que hemos definido repetidamente como el partido de la mafia.

Un Gobierno que ofende e insulta continuamente a la magistratura.

El último caso es el de la jueza del Tribunal de Catania, Iolanda Apostolico, que, como expresó Saverio Lodato en esta revista, está sometida a un "martirio mediático" al resultar "culpable de una 'sentencia que no le gustó' al gobierno en materia de inmigración".

El gobierno fascista de Meloni insiste con las cachiporras 2

Un Gobierno que no se avergüenza de ésta y otras cuestiones.

Del mismo modo que no se avergüenza el presidente del Senado, Ignazio La Russa, segundo cargo del Estado y matón fascista, de tener en casa un busto de Mussolini que exhibe con orgullo.

No, lo que viene de Torino no es una buena señal. Si continuamos por este camino de violencia, de represión indiscriminada y criminal, existe un riesgo real de que volvamos a años oscuros.

Nuestra esperanza es que la magistratura todavía libre e independiente del poder político, investigue esta violencia para saber quién dio la orden de reprimir la disidencia con cachiporras. Ya sean policías, jefes de policía, prefectos o ministros del gobierno.

Fotos: open.online