El último ataque en lo que va del año tuvo lugar el domingo, cuando insurgentes emboscaron a un convoy militar en la región montañosa del Valle de Rasht, a unos 250 km al este de la capital Dusambé.    
"De acuerdo con informaciones de las tropas, el número de muertos esta mañana es de 25 soldados, así como de unos 20 heridos, algunos de ellos en estado crítico", declaró a la AFP un alto jerarca militar tayiko que solicitó el anonimato.    
El ministerio de Defensa había indicado antes en un comunicado que 23 militares murieron y otros 10 resultaron heridos.    
Este ministerio adjudicó dicho ataque a un grupo "terrorista" internacional dirigido por un carismático ex comandante de la guerra civil tayika llamado Mulo Abdulo, quien aparentemente dejó su refugio en Afganistán para entrar al país.    
"Además de ciudadanos tayikos, el grupo terrorista también estaba integrado por militantes y mercenarios entre los cuales había ciudadanos de Pakistán, Afganistán y Chechenia, en Rusia", señaló el portavoz del ministerio de Defensa, Faridun Majmadaliyev.    
El presidente Emomoli Rajmon, quien el domingo se encontraba en Nueva York para asistir a la Asamblea General de las Naciones Unidas, pidió a su gobierno que tomase todas las medidas necesarias "para normalizar la situación en esa parte del país", afirmó un comunicado gubernamental.    
El ministerio de Defensa anunció que lanzó una amplia operación militar en respuesta a dicho ataque, y que envió fuerzas especiales y helicópteros artillados a una región que desde hace tiempo es considerada como un bastión de los militantes islamistas.    
Tayikistán, un país de mayoría musulmana y el Estado más pobre de los que surgieron después del desmembramiento de la Unión Soviética, hace casi dos décadas, ha sufrido recientemente una serie de ataques que el gobierno adjudicó a los guerrilleros islamistas.    
En agosto pasado, 25 militantes vinculados a Al Qaida escaparon de una prisión en una audaz operación nocturna que costó la vida a seis guardias. Se cree que escaparon hacia la región del Valle de Rasht, donde tuvo lugar el último ataque.    
Desde entonces se registraron otros dos ataques: un atentado suicida con coche bomba contra una comisaría en Juyand que dejó dos muertos y 25 heridos, y un atentado con bomba en una discoteca de Dusambé que dejó siete heridos.    
Un grupo autodenominado Yamaat Ansarulá dijo que llevó a cabo el atentado en Juyand para vengar ataques contra musulmanes, haciendo temer una violenta campaña de grupos militantes internacionales.   
Las autoridades de Tayikistán acusan de estos ataques al Movimiento Islámico de Uzbekistán, un grupo militante afiliado a Al Qaida, considerada una organización terrorista por Estados Unidos.  
Globovisión/AFP  
20/09/2010 08:46:38 a.m.  
http://globovision.com/news.php?nid=162186

STAFF DE ANTIMAFIA DOS MIL

Director fundador: Giorgio Bongiovanni

Director Redacción Sudamérica: Jean Georges Almendras

Secretaria de Redacción Sudamérica: Victoria Camboni

VER MÁS

CONTACTO