La causa “Klotzman” de la dictadura militar argentina llega a su etapa final
 
Por Antimafia Dos Mil-22 de junio de 2021

La causa “Klotzman” llega a su etapa final: se investigan los crímenes de lesa humanidad cometidos en el Centro Clandestino de Detención “Quinta de Fisherton”, donde fueron desaparecidas 29 personas ligadas al Ejército Revolucionario del Pueblo (ERP), durante los primeros días de agosto de 1976. En ese marco, el fiscal, pidió para los acusados, penas de prisión perpetua.

El Tribunal Oral en lo Criminal Federal 2 de Rosario, a cargo de los jueces Mariela Rojas, Osvaldo Facciano y Eugenio Martínez, revisará la investigación impulsada por el fiscal Adolfo Villatte, quien acusó al mayor retirado del Ejército Jorge Alberto Fariña y a tres exagentes de la Policía, Federal, Federico Almeder, Rene Juan Langlois y Enrique Andrés López, de cometer crímenes de lesa humanidad que incluyen, privaciones ilegales de la libertad, tormentos, homicidios y la apropiación de una niña. Todos estos exmilitares, según criterio de la Fiscalía, deberían recibir condenas de perpetua, tal la novedad dada a conocer en las últimas horas.

Fariña, cumplía funciones para el batallón de inteligencia 121 del Ejército argentino; estaba apostado en la localidad de Rosario, provincia de Santa Fe, desde 1973. Para marzo de 1976 había sido nombrado jefe de la Sección Comando y Servicio, luego de ser nombrado Capitán y recibir formación en la Escuela de Guerra. Sus acciones estaban en línea con el plan de represión organizado desde las cúpulas. Los agentes de la “Federal”, cumplían trabajos de inteligencia dentro de la lógica de las brigadas “antisubversivas”, bajo órdenes del excomisario Juan Dib, quien falleció impune, respecto a esta causa, gracias a la dilatación sistematizada de los sistemas políticos judiciales de la democracia.

Entre los crímenes denunciados por la Fiscalía se encuentra el delito de apropiación de una niña, hija de Cecilia Barral y de Ricardo Horacio Klotzman. Se trata de María Pía Josefina Klotzman Barral, nacida en cautiverio y entregada a sus captores por el juez Luis Vera Candioti, quien está condenado por el caso de Paula Cortassa, otra niña hija de desaparecidos entregada a un hogar adoptivo.

Cecilia y Ricardo habían sido secuestrados los primeros días de agosto de 1976, ella estaba embarazada de nueve meses. A los pocos días, el 11 de agosto, fue trasladada para dar a luz, no se pudo aún corroborar el lugar, a los días la niña fue apropiada y entregada a sus captores en un marco “legal”. Hasta el momento sus padres siguen desaparecidos, María Pía recuperó su identidad en 2011.

El escuadrón de terroristas institucionales operaba desde la llamada “Quinta de Fisherton”, uno de los centros clandestinos de Rosario, en el Oeste de la ciudad, en un barrio residencial.

Dentro de los requerimientos pedidos por el fiscal, está la reparación simbólica. Donde funcionó el Centro de Detención, hoy está establecida una sede del colegio San Bartolomé, regido por la Asociación Churchill de Rosario. Durante obras de pavimentación realizadas en el lugar fue retirada una placa que señalizaba la historia represiva del lugar. El fiscal pide que sea restituida. Además, considera necesario que el instituto educacional incluya en el currículum de formación del alumnado, los hechos denunciados en este tribunal.

--------------------

*Foto de portada: www.pagina12.com.ar / Foto de Sebastián Granata

STAFF DE ANTIMAFIA DOS MIL

Director fundador: Giorgio Bongiovanni

Director Redacción Sudamérica: Jean Georges Almendras

Secretaria de Redacción Sudamérica: Victoria Camboni

VER MÁS

CONTACTO