Por los abusos a niños originarios en las escuelas residenciales
 
Por Antimafia Dos Mil-10 de junio de 2021

El presidente de Canadá Justin Trudeau, criticó a la Iglesia Católica por su responsabilidad en los abusos y muertes de cientos de niños indígenas que residieron en las escuelas de internados que funcionó por más de un siglo, entre 1890 y 1996. A pesar de que la responsabilidad ante estos crímenes fue compartida por el Estado canadiense, ya que estaba a cargo de las escuelas, el mandatario exigió al Papa Francisco que pida perdón, luego de que días atrás hallaran una fosa comun con los restos de 215 niños en Kamloops Indian Residential School, en Columbia British. La exigencia pública llegó también desde la ONU y la comunidad de la zona, tk’emlúps te secwépemc, representada por Rossana Casimir.

Sin embargo, el Papa Francisco, en la bendición tradicional de los domingos en la Plaza de San Pedro, solamente se refirió al hecho, sin emitir ninguna disculpa. "Me uno a los obispos canadienses y a toda la Iglesia católica en Canadá para expresar mi cercanía al pueblo canadiense traumatizado por la impactante noticia", fue su comentario al respecto. También comentó en Twitter:

Aunque en 2015, en una visita a Bolivia se dirigió directamente a las comunidades originarias, a quienes pidió perdón por los “muchos pecados graves (que) se cometieron contra los pueblos nativos de América en el nombre de Dios”.

Anteriormente, Trudeau había expresado: “Encuentro muy difícil que la Iglesia Católica siga rehusando disculparse y participar en este importante proceso”, al mismo tiempo que recordó que años antes había solicitado en persona al papa Francisco el reconocimiento y perdón por su participación en los hechos. Sin embargo, algunos sobrevivientes del internado de St. Anne’s reclamaron a la Justicia que el Gobierno de Canadá en Ottawa impidió ante los tribunales que se dieran a conocer 12 mil trescientos documentos con información sobre abusos físicos y sexuales en estos residenciales.

A pesar de las pruebas, el mandatario se enfocó en disparar contra la institución religiosa. Otro de los reclamos fue que desde la Iglesia Católica no han querido poner a disposición documentación y registros sobre el funcionamiento de los residenciales, ni tampoco sobre los niños que fueron internados por la fuerza en estas escuelas. “Como católico estoy profundamente decepcionado de la posición de la Iglesia Católica”, afirmó.

La ONU, a través de un equipo de investigación especializado en derechos humanos, reclamó tanto al Gobierno de Canadá como a la Iglesia Católica que rindieran cuentas por la aparición de los 215 niños en la fosa de Kamloops Indian Residential School. La investigación, exigen, debe contener “exámenes forenses de los restos y la identificación y registro de los niños desaparecidos”, y además extenderse a otros centros del sistema de residenciales.

Ante este pedido, el premier canadiense se mostró reacio: “no es la decisión de organismos internacionales decidir si vienen aquí”, dijo Trudeau, aunque agregó que “serán bienvenidos”.

Casimir, representante de la comunidad originaria de la zona de Kamloops, exigió a la Iglesia Católica una “disculpa pública” por estos hechos, y remarcó la importancia de hacerlo, “no solo para nosotros sino para todo el mundo”.

El sistema de residenciales en Canadá integró a 130 escuelas donde se internaron por la fuerza a unos 150 mil niños originarios, arrebatándolos de sus hogares familiares, en lo que constituye un genocidio cultural. De ellos, se estima que unos 4 mil murieron dentro de estos residenciales. El resto de los menores, se sabe que sufrieron abusos sexuales, físicos y psicológicos de forma sistemática.

--------------------

*Foto de portada: www.milenio.com

STAFF DE ANTIMAFIA DOS MIL

Director fundador: Giorgio Bongiovanni

Director Redacción Sudamérica: Jean Georges Almendras

Secretaria de Redacción Sudamérica: Victoria Camboni

VER MÁS

CONTACTO