Domingo 23 Junio 2024

Saverio Lodato vuelve a las librerías con la historia de una guerra sin fin

Las palabras expresadas en este audio que ofrecemos a los lectores son de Giovanni Falcone. Un documento excepcional que merece ser escuchado con gran atención. El día en que se dijeron fue el 16 de septiembre de 1990, con motivo de la presentación del libro Diez años de mafia (editado por Rizzoli), del periodista y escritor Saverio Lodato, que se celebró en Módena con motivo de la Fiesta de la Unidad.

"Un hecho que me parece importante -dijo Falcone- es que este libro logró dar un hilo conductor a toda una serie de acontecimientos que tuvieron lugar durante un período de tiempo considerable, es decir, diez años, y sobre todo en un período en el que se produjeron los hechos más significativos de represión estatal respecto al fenómeno mafioso (...) Creo que la característica de este libro es que finalmente se ha logrado dar una visión unificada de estos acontecimientos".

Y luego, de manera casi profética, ofreció una imagen alarmante de un Estado que no apoyaba el trabajo de quienes estaban en primera línea de lucha contra la mafia.

"Se muere cuando un dedo índice, que viene desde adentro de las instituciones, ofrece una venganza mafiosa y esto ocurre no sólo si se da un paso adelante sino también cuando los que están cerca dan un paso atrás. No es casualidad -añadió, recordando el sangriento ataque de la mafia contra policías, magistrados y jueces ocurrido en los años 70 y 80- si todos los asesinatos se realizaron exclusivamente contra personas especialmente expuestas y no sólo por su actividad específica, sino porque frente a su particular compromiso hubo inercia, la pereza y el desinterés de muchos otros que también deberían haberse comprometido y que en cambio no lo hicieron".

loda2

El juez de Palermo, asesinado casi un año y medio después en Capaci, el 23 de mayo de 1992, junto con su esposa Francesca Morvillo y los agentes de su custodia Antonio Montinaro, Vito Schifani y Rocco Dicillo, valoró mucho el trabajo de Saverio Lodato.

En septiembre de 1990, en una publicación en la revista Micromega, el magistrado de Palermo reconoció el "análisis lúcido" del escritor y la "fidelidad documental" con que fueron recopilados los hechos en aquel texto histórico. En aquel texto histórico Falcone destacó que Lodato había sabido "recordar fielmente y con una rara capacidad de síntesis los fermentos ideales que acompañaron esa actividad (en referencia a la acción del pool antimafia, ndr), la movilización de la conciencia colectiva siciliana, las esperanzas nacidas en torno a la acción de un Estado que, a través de sus funcionarios, comenzaba a dar señales de vida en una parte de su territorio que había estado abandonada a sí misma durante mucho tiempo. Y también registró rápidamente las resistencias y reacciones de diversos signos que, en las instituciones y en la sociedad, condujeron, en un momento dado, a la ralentización (según algunos, el estancamiento) de la acción antimafia".

Aquellas palabras suyas todavía resuenan hoy en una época en la que las continuas reformas de la justicia apuntan sus armas en contra de la lucha a la mafia y los magistrados más implicados en esta lucha contra el sistema criminal son peligrosamente perseguidos, deslegitimados en los periódicos, aislados y denigrados por las instituciones, por la política y también por una parte de la propia magistratura.

loda3

Una historia que se repite. Porque si ayer las críticas y los obstáculos se dirigían contra Falcone y Borsellino, la historia se repitió contra magistrados como Sebastiano Ardita, Nino Di Matteo, Nicola Gratteri, Antonio Ingroia, Giuseppe Lombardo, Roberto Scarpinato, Luca Tescaroli y otros que retomaron el legado, tratando de avanzar investigando esas conexiones híbridas que la mafia teje con el poder.

A partir del martes Lodato regresa a las librerías con una nueva edición, Cincuenta años de mafia (editada por Bur - Rizzoli).

Un libro necesario para conocer y comprender el fenómeno criminal que existe desde hace más de un siglo y que tiene en sus vínculos con la política, el emprendimiento y los segmentos de poder, el núcleo central de su fortaleza.

Al fin y al cabo, Lodato, aún hoy, sigue siendo un testigo autorizado de aquella época y ha tenido la oportunidad de escribir muchas otras páginas de la historia.

Al fallecido Andrea Purgatori, durante el programa una emisión del programa Atlantide, le reveló por primera vez a quién se refería el juez Falcone cuando, inmediatamente después del fallido atentado en Addaura, le habló de "mentes refinadísimas", indicando el nombre de Bruno Contrada (ex número tres del SISDE). Declaraciones que Lodato reiteró al declarar como testigo en el juicio por el doble homicidio Agostino-Castelluccio.

En este libro de 50 años de hechos e historias se pueden encontrar muchas respuestas a las preguntas que todo el mundo se hace sobre la mafia: basta con buscarlas leyendo atentamente las líneas y las entre líneas, y conectando los hechos entre sí. O simplemente leyendo esos hechos como si fueran una novela tristemente actual y verdadera de una pieza importante de nuestra historia.

loda4

Estamos en vísperas del 32º aniversario de la masacre de Capaci.

Por eso también es bueno releer estas historias para intentar comprender mejor lo que pasó antes y después, hasta llegar al día de hoy.

Y han pasado muchas cosas en el último año.

Lodato no se detuvo. Relata el proceso sobre la Tratativa Estado-Mafia, recordando los hechos y yendo más allá de las tres sentencias diferentes que primero condenaron y luego absolvieron a los acusados excelentes del proceso.

Además, en esta nueva edición del libro, también se analiza la oportunidad fallida luego del arresto de Matteo Messina Denaro, que no produjo las confesiones tan deseadas para esclarecer la temporada de masacres de los años 1992-94.

Giovanni Falcone creía firmemente, con optimismo, que la mafia, en cuanto hecho humano, tuvo un comienzo y, tarde o temprano, también tendrá un final. Algún día sucederá.

Mientras tanto, aunque hayan muerto los jefes históricos de la mafia (el más reciente Matteo Messina Denaro), todavía somos conscientes de que, como dijo Lodato en la primera presentación del libro en Módena en 1990, hay "historias que se repiten" y si analizamos la guerra contra la mafia, por ahora "el Estado ciertamente no ha ganado la guerra" y queda más de una sospecha de que "no quería luchar".

El editor está dispuesto a pagar la cantidad que corresponda a los propietarios, que fueron imposibles de rastrear, de los derechos de autor de las fotografías.

 

*Foto de Portada: Antimafia Duemila

*Foto 2: Giovanni Falcone en la presentación del libro "Dieci anni di mafia" en los años 90

*Foto 3: Saverio Lodato y Giovanni Falcone © Salvatore Alagna