Domingo 23 Junio 2024
El abogado a Il Fatto Quotidiano: "El fiscal nacional antimafia evita cualquier diálogo con los familiares de las víctimas"

Han pasado más de treinta años desde las masacres de 1992 y 1993. Treinta y cinco desde un crimen como el de Nino Agostino e Ida Castelluccio (embarazada) asesinados el 5 de agosto de 1989 a la entrada de la casa de verano de la familia Agostino, en Villagrazia. di Carini. Hubo juicios. Han surgido fragmentos de verdad, pero, debido a desvíos de las investigaciones, silencio institucional y otros silencios, aún queda mucho por descubrir.

Hoy, sin embargo, la resistencia parece adoptar una nueva forma. Si bien es evidente la revelación de ciertos hechos y la existencia de autores y encubridores externos detrás de las masacres y otros crímenes, hay quienes han iniciado no sólo una carrera hacia el reduccionismo, sino incluso hacia el negacionismo más absoluto. El abogado Fabio Repici, que defiende desde hace años a Salvatore Borsellino, a la familia Agostino y a muchos otros familiares de víctimas de la mafia, siempre ha luchado por buscar la verdad sobre estos hechos.

En una entrevista concedida al diario Il Fatto Quotidiano, el abogado denuncia claramente la existencia de "un plan negacionista" destinado a "negar la participación de sujetos ajenos a Cosa Nostra en masacres y crímenes excelentes. Una conducta que -en su opinión- también se sirve para desviar las investigaciones que aún están en curso, como la realizada con las declaraciones de Maurizio Avola sobre la masacre de via d'Amelio".

El escándalo, sin embargo, es que este trabajo de "debilitamiento" sacaría fuerza de la dirección actual de la actividad de coordinación de la fiscalía nacional Antimafia.

"Denuncio un vacío en el sistema: por disposición legislativa el fiscal debe comunicarse con las víctimas de los delitos y en este caso con los familiares de las víctimas y sus defensores, quienes deben poder intervenir durante la fase de investigación. El fiscal nacional evita cualquier interlocución. Ya sean familiares de víctimas de la mafia o familiares de víctimas de masacres neofascistas".

Una creencia respaldada por un hecho: cuando escribió formalmente a la fiscalía nacional Antimafia para impugnar un acto de la fiscalía de Caltanissetta que señalaba una grave injerencia en el caso del crimen de Agostino (cuyo juicio aún está en curso), se encontró bajo investigación, con la hipótesis de haber calumniado a tres magistrados.

"No estoy preocupado, porque el archivo ya fue solicitado -dijo Repici a Il Fatto- Sin embargo, quiero denunciar un nuevo intento de negar lo que es obvio: Cosa Nostra no lo hizo todo por sí sola, desde los crímenes excelentes hasta masacres".

¿Pero cuál sería la injerencia de la fiscalía de Caltanissetta? Dijo rápidamente. El decreto de sobreseimiento de las investigaciones contra el ex policía Giovanni Aiello (también conocido como "Cara de Monstruo"), señalado por numerosos colaboradores de justicia por haber estado involucrado en masacres y crímenes brutales.

*Foto de Portada: Antimafia Duemila