Su intervención en La7 y en Rai Radio 1

Tuvieron que pasar treinta años antes de que la "Primula Rossa" de Cosa nostra, Matteo Messina Denaro, fuera capturado. "Me atrevo a decir que son demasiados", comentó el periodista y escritor Saverio Lodato al hablar esta noche en "Ottoemezzo", el programa de Lilli Gruber (emitido en La7) junto con la subdirectora del Corriere della Sera, Fiorenza Sarzanini, el director de Libero, Alessandro Sallusti, y el periodista y escritor Pino Corrias. "La fuga de Matteo Messina Denaro duró diez años más que los veinte años del fascismo -precisó Lodato- una enorme cantidad de tiempo en el que este señor pudo actuar sin ser molestado. Escuché la conferencia de prensa en Palermo (que tuvo lugar en el Comando de la Legión de Carabineros de Sicilia, en Palermo, ndr). Tuve la impresión de un informe que se refería a un arresto sumamente limpio, técnicamente basado en investigaciones de los Carabineros. Y las palabras del fiscal De Lucía, del fiscal adjunto Guido y del comandante del ROS Angelosanto finalmente me parecieron palabras no retóricas en un día que estuvo marcado por la retórica". Lodato no pierde el tiempo y va directo al grano. Se trata de "uno de los prófugos más jóvenes de los que fueron arrestados en el panorama que tenemos". "Y la perspectiva de estar preso por veinte años probablemente no lo ayude, pero todo dependerá de saber hacerle las preguntas correctas -dijo Lodato-. Deberíamos tener un aparato institucional capaz de entender que esto es 'la gallina de los huevos de oro' si queremos acabar definitivamente con la obscena convivencia en Italia con Cosa Nostra después de siglo y medio. Si no, dentro de diez años alguien nos dirá que hay otro que ha ocupado su lugar, que lo estamos buscando y dentro de otros veinte años tal vez lo arrestemos. Entonces sí, es una gran oportunidad, un gran día, comienza una nueva etapa, pero hay que hacerle las preguntas correctas". Cuando Gruber le preguntó qué podría decir el exprófugo, Saverio Lodato respondió con una larga lista de preguntas sin resolver que representan temas cruciales en la lucha contra la mafia. "Matteo Messina Denaro es capaz de responder a todas las preguntas que la opinión pública se ha hecho en los últimos años -precisó-. Puede decir dónde está la agenda roja de Paolo Borsellino; dónde están los documentos que no se encontraron en la guarida de Totò Riina porque no fue registrada, hace treinta años, cuando los Carabineros la allanaron; Él puede contar dónde terminaron y por qué se llevaron a cabo las vigilancias necesarias para asesinar a Giovanni Falcone en Palermo, después de que Riina lo enviara a Roma, porque el atentado iba a ser consumado en la capital solo que después (nuevamente Riina) decidió que debía hacerse en Palermo; podría decir a dónde fue a parar el dinero en estos 30 años, el que no se encontró después de las detenciones de Totò Riina o Bernardo Provenzano, porque es muy probable que estuviera satisfecho con el hecho de que hayan sido capturados. Matteo Messina Denaro conoce la historia de la complicidad en estos treinta años de una parte del Estado italiano con la mafia y esta es la razón por la cual durante todo ese tiempo caminó tranquilo por Palermo, se hizo examinar y operar y hoy fue a la enésima visita".

Las palabras de Saverio Lodato, como se sabe, tienen un peso muy significativo. Quien fuera durante años el corresponsal de L'Unità en Palermo, es uno de los principales expertos en la mafia de Italia. Y cuando dice que detrás de la fuga de Messina Denaro hay "complicidades de arriba", lo dice con pleno conocimiento de causa. "La complicidad de arriba en un caso como este es la complicidad de los aparatos del Estado que encubrieron a un prófugo que difiere de todos los que lo precedieron. Llevo 40 años lidiando con estas cosas -dijo- y en esos años he sido testigo de la detención de Michele Greco, Totò Riina, Bernardo Provenzano, Giovanni Brusca, Nitto Santapaola, los Lo Piccolo (padre e hijo), Pietro Aglieri... decenas y decenas de fugitivos que también tenían tras de sí decenas y decenas de años huyendo. Sin embargo, todos ellos eran el brazo armado de la mafia -agregó Lodato-. Totò Riina era el carnicero; Provenzano fue el contemporizador; los Lo Piccolo eran los contadores que llevaban las cuentas de los negocios de la Cosa Nostra. Matteo Messina Denaro es diferente. Con él estamos ante una calidad superior, ante un representante de las masacres, no solo de Capaci y via d'Amelio, sino también de Roma, Milán, Florencia y no olvidemos el atentado fallido contra el Estadio Olímpico cuando, en 1994, quisieron hacer saltar en el aire a 200 carabineros durante el partido Roma-Udinese. Matteo Messina Denaro fue el 'brazo largo' de todo esto -dijo Lodato-. Hoy es un gran día que no se debe desperdiciar. Puede ser el comienzo de una gran temporada, pero para que esa temporada exista, finalmente deberíamos encontrarnos ante un Estado que, aunque no 'derrote a la mafia', al menos demuestre que quiere derrotarla haciendo su parte y deje de protegerla como lo hizo con Matteo Messina Denaro. Capaz de escucharlo, si decide hablar, explicando todo lo que sucedió abundantemente y con gran detalle". Por último, pero no menos importante, Messina Denaro "podría decir dónde se escondieron los 200 kg de TNT enviados a Sicilia, que están en Sicilia pero que nunca se encontraron, para hacer estallar al juez Nino Di Matteo (consejero togado del CSM con el que Lodato escribió "El pacto sucio y el silencio", ndr) que no por casualidad es uno de los jueces más custodiados de Italia, precisamente porque los aparatos institucionales saben que esas amenazas de atentado son reales al punto que el propio ex prófugo se dirigió a las familias mafiosas palermitanas en representación de Riina, quien quería que Di Matteo tuviera 'el final del atún'".

Para concluir, Lodato recordó en el programa de Gruber que si bien por un lado "Giorgia Meloni reiteró, al igual que el fiscal general Maurizio De Lucia, la importancia de las intercepciones telefónicas", también es cierto que "hace una semana el ministro de Justicia Carlo Nordio había dijo -quizás despreocupadamente- que las escuchas telefónicas en la lucha contra la mafia son inútiles porque los mafiosos no hablan por teléfono. Ahora sabemos que sucede exactamente lo contrario". Palabras, las de Nordio, que ante la detención del ahora exsúper prófugo nos dejan perplejos. "Ojalá -concluyó Lodato en 'Ottoemezzo'- que el día de hoy marque el 'de profundis' de una reforma de justicia que recientemente fue votada por unanimidad (o casi) por el Parlamento -me refiero a la reforma firmada por Marta Cartabia- porque son demasiados los aspectos que han provocado una reacción fuerte, preocupada y perpleja de sectores enteros de la judicatura y ahora también de los propios abogados italianos".

Por la tarde, a su vez, hablando en Menabò, un programa de Rai Radio 1 conducido por Massimo Cecchini y Francesca Malaguti, Lodato sugirió que sería "interesante saber si Matteo Messina Denaro va a decir que Paolo Borsellino fue asesinado precisamente porque se opuso al Estado-mafia, cuando, en los últimos días de su vida, tuvo conocimiento de su existencia". También agregó que solo si él colabora "este será un arresto verdaderamente significativo. El trabajo comienza ahora. Si la historia termina aquí, será otro prófugo más arrestado, después de 30 años de evasión, que no nos hablará de las complicidades".

En Sky Tg24

¿Se encontrarán documentos o material especialmente relevante en el escondite de Campobello di Mazara? "A simple vista, me inclinaría a dudarlo porque el Sr. Matteo Messina Denaro debe haber hecho demasiados cambios de escondite en los últimos años para ser tan inexperto, pero nunca le voy a poner límites a la providencia. Sin embargo, debemos partir del hecho de que todo eso no se encuentre, no será porque no existe, sino porque está bien escondido. Entonces, si el Estado quiere aprovechar la ocasión, para luchar contra la mafia hasta el final, esta es su oportunidad. Hoy el Estado no tiene una coartada. Ayer celebramos la detención realizada por los Carabineros del ROS, por la fiscalía de Palermo, dirigida por el nuevo fiscal Maurizio De Lucia. El trabajo comienza ahora. Los italianos tienen derecho a saber las respuestas a las preguntas que se hacen, sobre todo a las preguntas de las víctimas de la mafia que contaron estas cosas". Así se expresó el escritor y periodista Saverio Lodato hoy en Skytg 24.

"Esta -dijo- es una oportunidad que no debe desperdiciarse. Matteo Messina Denaro puede estar destinado a ser una estatua más en la galería del museo de cera de los fugitivos de la mafia. Un día arrestado, otro día puesto bajo el régimen del 41 bis y luego fallecido. En cambio, también podría convertirse en el símbolo de la recuperación del Estado".

"En este momento el Estado -reiteró- debe garantizar a Matteo Messina Denaro las mejores condiciones de salud, debe mimarlo, debe mantenerlo vivo, debe cuidarlo, debe partir del principio de que es un archivo viviente que puede contar lo que ha pasado en estos treinta años de escándalo y de tratativas entre el Estado y la mafia".

"Venimos de un precedente que lamentablemente es un mal precedente -continuó- que es la mala copia del arresto ocurrido ayer de Matteo Messina Denaro, es decir, me refiero a la captura de Totò Riina. Totó Riina guardaba en su departamento una caja fuerte, según los mismos mafiosos, los que se arrepintieron, pero también los que no se arrepintieron, pero fueron interceptados, una gran cantidad de documentos de todo tipo que tenían que ver con el archivo de Cosa Nostra. Como los italianos ya saben que esa guarida nunca fue registrada por las fuerzas del orden, es historia vieja. Es inútil volver sobre ella, es inútil recriminar. Pero esos documentos pasaron de manos. Primero fueron a las de Bernardo Provenzano, que por otros diez años no fue molestado después de la captura de Riina, y que también se movía sin ser molestado por Palermo, luego pasaron a Matteo Messina Denaro. Esos documentos existen -afirmó- como existe la agenda roja de Paolo Borsellino. Por tanto, existen los documentos de la guarida de Riina. No sabemos a dónde han ido a parar los documentos de ese archivo. Pero retrocedamos cuarenta años hasta 1982, a los documentos del general Carlo Albero dalla Chiesa que se hicieron desaparecer el día de su ejecución de la caja fuerte privada ubicada en su dormitorio, en la residencia de la prefectura de Palermo, hay un hilo que viene de lejos, de muy lejos, en el que podremos encontrar la explicación de tantos misterios".

"No olvidemos -añadió Lodato- que la evasión de Matteo Messina Denaro duró treinta años. La de Totò Riina duró veinticinco años. Y la de Bernardo Provenzano duró cuarenta y cinco años. Me atrevo a decir, con una metáfora futbolística, que el 'balón de oro' indiscutible de la fuga es para Bernardo Provenzano".

Matteo Messina Denaro, precisó Lodato, "tiene una característica propia. A pesar de haber tomado parte activa y fundamental en las masacres de 1992, en Capaci y via D'Amelio, donde fueron asesinados Giovanni Falcone, su esposa, Paolo Borsellino y una decena de hombres de sus escoltas, las masacres de Milán, Roma y Florencia, fue y es el símbolo de la tratativa entre el Estado y la mafia".

"Esa característica es la que permitió y aún permite que la mafia esté viva y siga creciendo. Que quede claro y lo podemos decir hoy, veinticuatro horas después del legítimo y sacrosanto entusiasmo de la opinión pública y del aparato investigativo ante la captura, que ésta se hizo fuera de tiempo, porque treinta años siguen siendo treinta años para un fugitivo".

El entonces jefe de Cosa Nostra "fue hallado en una finca de las afueras de Corleone, pueblo que lo vio nacer, donde llevaba una vida muy austera, casi monástica, a base de queso, ricota y achicoria, sin armas, sin dinero en efectivo porque eso es lo que dice el ritual de los mafiosos cuando son arrestados. Y el rasgo común de todos los prófugos de la mafia -de los jefes de la mafia, no de los peces pequeños de la organización- es que son detenidos en Palermo".

No olvidemos que "la mafia es un fenómeno que está vivo y coleando en Italia desde hace más de 150 años. Creo que en esta fecha, en estos números, está la explicación de una evasión tan larga de personajes aparentemente imposibles de arrestar, de los que luego se descubre que nunca se habían movido de Palermo".

Fotos: Antimafia Duemila

.

Artículos relacionados
Saverio Lodato, los carabineros y la información sobre Messina Denaro
Arresto de Messina Denaro: fin de la impunidad (del Estado)

STAFF DE ANTIMAFIA DOS MIL

Director fundador: Giorgio Bongiovanni
Director de redacción Sudamérica: Jean Georges Almendras
Secretaria de redacción Sudamérica: Victoria Camboni

ver más...