Exclusiva entrevista a Olga Bianconi, viuda de Pablo Medina, en Curuguaty
 
Marianela, la hija de Pablo: ”Los jóvenes juegan un papel importante contra la corrupción”
 
Por Jorge Figueredo, desde Asunción, 7 de diciembre de 2021

“El autor intelectual de la muerte de Pablo no fue solo Vilmar 'Neneco' Acosta. Hay personas muy poderosas detrás, que aún forman parte del Gobierno, que fueron los verdaderos mandantes de su asesinato. Un día antes de su muerte, Pablo habría comentado que ya terminó una investigación que involucraba a peces gordos a nivel nacional, y que cuando lo publique iba a estallar como una bomba”.

En esos términos se expresó Olga Bianconi, la viuda de Pablo Medina, cuando Antimafia Dos Mil -tras viajar 252 kilómetros desde Asunción, a Curuguaty- la entrevistó en su casa el pasado domingo, oportunidad en la que se encontraba acompañada de su hija Marianela Dejesus Medina (hija de Pablo), de 21 años, estudiante avanzada de la Facultad de Derecho de Canindeyú.

Sin resentimientos, con la entereza que siempre mantuvo firme, desde el momento mismo de recibir la infausta noticia de la muerte de su esposo, en aquel dramático mes de octubre de 2014, Olga nos abrió las puertas de su casa, y hablo sobre su pensamiento y sentir, y sobre lo que significó para ella y para los dos hijos adolescentes de Pablo Medina, la reciente condena en Curitiba, Brasil, a 36 años de cárcel, de Flavio Acosta, uno de los autores materiales del asesinato de su esposo.

Olga Bianconi y su hija Marianela, en la intimidad de su hogar, nos hablaron de la ausencia de Pablo, de la lucha que estuvieron emprendiendo ante esta falta, y también, de la esperanza de que acabe la impunidad y se haga justicia. Destacaron el legado de Pablo, su ética, su seriedad, su cultura de la legalidad, su compromiso con la justicia, y nos manifestaron que tienen la esperanza de que alguna vez se pueda llegar a los peces gordos que son los verdaderos responsables de su muerte.

Pero particularmente Marianela, tras informarnos que en ese momento no se encontraba su hermano Virgilio Asterio, de 20 años (el segundo hijo de Pablo, estudiante universitario), a pesar de su juventud, y con palabras en tono maduro y con serena actitud, enfatizó que su padre fue un ser excepcional, un hombre cabal, un justo.

En las palabras sobre todo de Olga Bianconi se sentía claramente una profunda tristeza por la ausencia de su marido. Una melancolía y dolor que todavía inunda su cotidiano vivir con sus hijos. Ella, aún, no puede creer que aquel hombre justo, luchador contra el crimen organizado y la narcopolítica, gran defensor del medio ambiente, ya no esté compartiendo días con su familia, y que se haya ido para siempre de ellos.

-¿Cuál es su pensamiento y sentimiento en relación a la condena de Flavio Acosta a 36 años de cárcel en Curitiba, Brasil por el asesinato de Pablo Medina y Antonia Almada?

“Primeramente esperábamos nosotros esta condena merecidamente, que se le tenía que aplicar a ese individuo que nos llevó a nuestro querido Pablo y estábamos esperando. Ojalá que se le eche el peso de la ley a este Señor, y estamos contentas de haber realizado este juicio oral. Lastimosamente, fue muy lejos al Brasil y no a Paraguay. Ojalá se cumpla esa condena. Que el Gobierno lleve adelante este caso”.

-¿Como ha vivido usted y sus hijos en estos ya siete años de ausencia de Pablo Medina?

“Luchando como siempre, desde que él se fue luchamos día a día, yo con ellos. A mí me toco muy duro, cuando el finado fue, me quedé con dos chicos, eran muy chiquitos ellos, Yo sola, tuve que cumplir el rol de papá y de mamá, que no es fácil, y lo llevé adelante hasta ahora. Mis hijos ya están grandes, son mayores, gracias a Dios están en la facultad, eso era el ideal de su papá y el mío también. Les va muy bien a los chicos en cuanto a los estudios y siempre luchando en la vida. Todos los días le recordamos a él, como siempre mucho dolor aún tenemos en el corazón, tanto yo como mis hijos”.

-En cuanto a la condena de Flavio Acosta, ¿ustedes están conformes con la actuación de la justicia brasileña?

“Yo creo que sí, como te digo, no fue en Paraguay el juicio oral, pero tenemos esa esperanza de que se cumpla la condena que se le dio a este individuo. Ojalá que se cumpla, que se lleve adelante, que no se termine. Para mí fue merecida su condena de 36 años. Esperamos que el Gobierno, tanto el Gobierno brasilero como paraguayo, se unan y cumplan esa misión que le dieron”.

-Con relación a Wilson Acosta, que todavía falta su juzgamiento, que está también en el Brasil, ¿cuál es su parecer?

“Yo no sé muy bien el caso de Wilson, pero también merece el castigo y que se cumpla. Que se le condene o que se le lleve. No se quede de balde por allí”.

-¿Cómo ven ustedes la situación de la narcopolítica en el país? Se habla mucho de que el motivo del asesinato de Pablo Medina es que siempre prevaleció dentro del Estado paraguayo. ¿Ustedes como ven a siete años de su asesinato? ¿Se mantiene la narcopolítica?

“Yo creo que se mantiene la narcopolítica. No termina. Creo que ni va a terminar. Sigue. Esta gente no para. No solamente a Pablo, a cuantas personas ya le asesinaron. Es muy grande la mafia tanto en Paraguay como en otros países, pero a lo mejor con la ayuda de ustedes o del Gobierno se termine esta cuestión. A cuántas gentes ya mataron. Eso esperamos, pero veremos qué pasa”.

Esposa de Pablo Medina hay peces gordos tras su muerte

-Y ustedes, ¿qué esperan actualmente de la justicia paraguaya? ¿Tienen esperanza en el esclarecimiento definitivo del caso de Pablo? Porque muchos hablan que no es el único autor intelectual. Además de Vilmar 'Neneco' Acosta, ¿existirían otros responsables?

“Yo creo también, yo siempre he dicho que no fue solo Vilmar 'Neneco' Acosta, que detrás de 'Neneco' había otras personas que eran los verdaderos mandantes de su asesinato, en verdad que 'Neneco' fue uno de los promotores que mandó a hacer y ahora que se le tomó a quien le disparó, a quien acribilló a Pablo. Habrá otras personas, creemos nosotros; personalmente creo que existirán otras personas que le estaban acompañando a 'Neneco' para planificar su muerte. Y creo que la justicia paraguaya tiene que investigar hasta llegar a ese fin. Porque todavía no se procesó ni tomo a todos los involucrados”.

-¿Hay gente muy poderosa detrás del asesinato de Pablo, que podría incluso seguir en el Gobierno?

“Yo creo que sí. Existen personas en el Gobierno que han tenido que ver, que le han acompañado a Vilmar 'Neneco' Acosta. Pues se sabía que Pablo estaba a punto de publicar una investigación que realizó y que iba a implicar a peces gordos a nivel nacional -no solo a 'Neneco' Acosta- y que el propio Pablo había comentado un día antes de su asesinato que ya estaba terminado el trabajo, y que iba a estallar como una bomba. Y antes de darse a conocer su trabajo, fue asesinado. Toda está investigación que realizó se quedó guardada en el archivo de su computadora que fue incautada por el Ministerio Público y que hasta la fecha no nos han devuelto”.

-¿Ustedes tienen alguna vinculación con otros periodistas que han trabajado con Pablo, con compañeros de ABC Color? ¿Siempre están en contacto?

“Hasta ahora nosotros tenemos contacto con ellos, no dejan de ayudarnos, de hablar, de llamar, de preguntar, ellos nunca nos abandonan. Hasta hoy día la empresa donde Pablo trabajó nos ayuda, no nos deja de balde, siempre hablamos con ellos. Incluso con la directora Natalia Zucolillo, con su exjefa la señora Magdalena. Siempre nos comunicamos con ellos”.

-Un mensaje señora Olga que le pueda dar a los lectores de Antimafia Dos Mil, de cómo encarar esta lucha contra la mafia y la corrupción, sobre todo como víctimas, y familiares de un mártir que dio la vida por la verdad y la justicia…

“El mensaje que les doy tanto a la gente, a las autoridades, a los jóvenes, que no hay que permitir más estas cosas que pasen. Hay que luchar contra la narcopolítica, la mafia, desde jóvenes, autoridades principalmente, para ponerle un fin a esto. Que nunca más haya víctimas, que nunca más una muerte, un crimen, así como el de Pablo. Es muy duro, es muy triste para nosotros, para los hijos, en fin, a todos los amigos de él, quien le ha conocido a Pablo, que fue una persona excepcional, como papá, como periodista. Fue único”.

En un momento de la entrevista, Marianela Dejesus Medina, quien cursa actualmente el quinto año de la carrera de Derecho en la Universidad Nacional de Canindeyú (UNICAN) dijo: “El mayor ejemplo que papá nos dejo es el de ser personas correctas, éticas. Tenía una forma de ser muy perfecta, nunca fuera de la ley”.

-¿Qué recuerdos tienes de Pablo Medina, como padre y como periodista en cuanto al legado que les dejó?

“La verdad que él se nos quedó como una figura muy importante. Nosotros teníamos un ideal de como él era, un hombre correcto, eso lo que siempre nos inculcó, nos enseñó a ser educados, respetuosos, y es lo que seguimos siendo hoy día, en su memoria”.

¿Recuerdas alguna vivencia o anécdota que hayas pasado con tu padre?

“Dos años antes que a él se le matara, me acuerdo que se lo había amenazado y mi hermano Virgilio y yo nos fuimos con él, unos dos meses nos fuimos de Curuguaty con él. Nosotros los primeros días nos quedamos encerrados en un hotel. No queríamos más saber nada de nada. Y allí nos dijo si queremos vamos a venir con mamá, pero si nos vamos a estar con él en las buenas y en las malas, aquí se terminaba todo. Y allí nos quedamos con él. Viajamos a Horqueta, Concepción, en esas ciudades para escondernos. Esas son anécdotas que pasamos con mi hermano con Pablo hacia el año 2012 aproximadamente”.

“Creo que el mayor ejemplo que papá nos dejó es el de ser personas correctas, éticas, era la forma de ser de él. Tenía una forma de ser muy correcta, muy perfecta, nunca fuera de la ley y eso era algo que tanto mi hermano como yo siempre tratamos de hacer en su nombre, de ser personas buenas”.

-¿Ustedes forman parte de alguna organización social, civil, o les gustaría activar alguna vez en alguna organización?

“Participar alguna vez creo que sí, pero aquí en la ciudad no hay grupos así activistas, pero participar con el tiempo por qué no, solo que en Curuguaty no hay mucha actividad social”.

-Teniendo en cuenta el legado que les dejó su padre, ¿qué piensas del papel que la juventud pueda cumplir en la lucha contra la corrupción y la mafia imperante en el país?

“Todos los jóvenes pueden cumplir un papel muy importante, muy diferente, porque los jóvenes de ahora son mucho más despiertos en cuanto a la corrupción, uno a corta edad ya se da cuenta de cómo es nuestro país, lastimosamente abunda la corrupción. Claro que la gran mayoría de los jóvenes pueden hacer un cambio en cuanto a la corrupción, la narcopolítica, y en relación a todas las injusticias que pasan en nuestra sociedad”.

---------------------

*Fotos de Omar Cristaldo, de Antimafia Dos Mil

STAFF DE ANTIMAFIA DOS MIL

Director fundador: Giorgio Bongiovanni

Director Redacción Sudamérica: Jean Georges Almendras

Secretaria de Redacción Sudamérica: Victoria Camboni

VER MÁS

CONTACTO