Se trata de infecciones que intoxican y envenenan al mundo. A menudo son invisibles porque los medios no los denuncian. Pero existen, y vaya si existen. Y esa infección es sobre todo el sistema criminal, en el cual está esclavizada toda la humanidad y que va desde la corrupción de los gobiernos hasta los atentados de la mafia, desde el narcotráfico hasta el tráfico de personas, desde el imperialismo desenfrenado hasta la explotación desatada de los recursos naturales y desde los genocidios de guerra a la feroz tortura que sufren jóvenes y adultos todos los días. Es un sufrimiento que afecta de primera mano también a los chilenos que escucharon la entrevista y que, en estos días, a pesar de que todo el mundo está literalmente paralizado, continúa protestando y gritando, saliendo a la calle y mostrando que el virus real que infecta su tierra no es el coronavirus sino Piñera, el presidente del país. "Este hombre, si se lo puede llamar hombre, ha asesinado a muchas más personas de las que se habla en todos los medios de comunicación del mundo en este momento. Queremos que cada injusticia alcance el protagonismo que está teniendo este virus, que alcance el mismo desarrollo", aclaró Matías y continuó explicando que "una cosa es una enfermedad de la naturaleza que no podemos controlar y otra muy distinta cuando una persona como Piñera decide abiertamente hacerle esto a la juventud, decide continuar con el sangriento régimen pinochetista, contra el cual seguiremos luchando. De la misma forma en que el coronavirus está luchando contra la humanidad por todo lo que el hombre le está haciendo a esta Tierra".

Es precisamente la fuerza de este pueblo, de sus mártires y de aquellos que arriesgan sus vidas todos los días lo que inspira al Movimiento y a su fundadora, que al principio recordó la conmovedora experiencia vivida en el país en el pasado mes de septiembre.

"Lo hemos vivido de primera mano –dijo Sonia– estuvimos en las calles y hemos experimentado la represión militar, hemos visto con nuestros propios ojos y pudimos tomar fotos de las injusticias que se estaban experimentando, los soldados que agarraban a menores, a niños, a la juventud y la violencia ejercida contra estas personas". Y agregó: "pudimos ver que te pueden matar de la noche a la mañana, que pueden torturarte día a día, que te pueden encarcelar y alejarte de tu familia secuestrándote. A pesar de todo, la gente continúa la lucha con felicidad, con el arte, con la música. Incluso en las fotos se puede ver a los soldados agarrando a los jóvenes y a las personas mayores que siguen con una sonrisa. Porque saben que aquello por lo que están luchando es correcto, no tienen miedo a lo que les sucederá, tienen el coraje de arriesgar sus vidas en cada momento Este creo que es el mejor ejemplo, el que todos deberíamos seguir de la misma forma".

En este momento, cuando las medidas nos obligan a encerrarnos en casa, a dejar las actividades laborales, a suspender el transporte, el mundo se ha detenido. La propuesta de Matías fue continuar dentro de casa y parar -esta vez por una razón diferente- a la sociedad "hasta que países como Chile hayan obtenido justicia, hasta que el ejército ya no responda a un régimen dictatorial, hasta que la política esté libre de corrupción y de las restricciones del narcotráfico y la mafia". Y terminó con palabras que en este momento deberían empujarnos a actuar y a luchar por esa realidad que ahora sólo podemos imaginar o soñar: "Hay una esperanza y una fuerza escondida que movilizan una revolución latente que permanece intacta, gracias al sacrificio y a la sangre de personas que actualmente están dando sus vidas para que esto no se sepulte, para que se mantenga el fuego de esta revolución de vida, de un mundo nuevo, de un hombre nuevo, que resista a los asesinos y monstruos de la sociedad actual, los dinosaurios que hoy están en los gobiernos, en las injusticias, en los ejércitos y, finalmente, se pueda lograr la victoria que tantas personas y tantas víctimas han soñado".

*Foto de Portada: interferencia.cl

STAFF DE ANTIMAFIA DOS MIL

Director fundador: Giorgio Bongiovanni

Director Redacción Sudamérica: Jean Georges Almendras

Secretaria de Redacción Sudamérica: Victoria Camboni

VER MÁS

CONTACTO