pentagono_01PENTÁGONO RECONOCE QUE FUE FICTICIO EL PRETEXTO PARA LA GUERRA EN IRAQ
Washington, 2 de septiembre, RIA Novosti. El Pentágono reconoció que el régimen de Sadam Hussein carecía de armas de exterminio masivo y fue ficticio el pretexto para la invasión estadounidense de Iraq.
"En lo que respecta a aquella guerra, el problema para EEUU está en que eran inconsistentes los motivos y las suposiciones - el que Sadam tiene armas de exterminio masivo- que hicieron a las autoridades tomar la decisión de iniciar las acciones militares", declaró el secretario estadounidense de Defensa, Robert Gates, durante su visita a la ciudad iraquí de Ramadi.
Gates hizo estas declaraciones después de que el presidente de EEUU, Barack Obama, anunciara el fin de la operación "Libertad Iraquí", iniciada tras la invasión de Iraq por los soldados estadounidenses en marzo de 2003.
Autorizó el ataque el presidente George W. Bush, a partir de la información proporcionada por  los servicios secretos estadounidenses que afirmaban tener pruebas de que Iraq desarrollaba el arma de exterminio masivo. Esta información no se confirmó, mientras centenares de miles de iraquíes y más de 4.000 soldados del contingente internacional perecieron en el conflicto militar.
Gates, el único ministro republicano del gabinete de Obama, encabezó el Pentágono en diciembre de 2006 durante la presidencia de George W. Bush, y según la prensa estadounidense, sustituyó al anterior titular de Defensa, Donald Rumsfeld, por su impopularidad debida a falta de resultados deseados en la guerra de Iraq.
No obstante, al calificar de "inventado" el motivo para la invasión de Iraq, Gates advirtió sobre posibles acusaciones contra las Fuerzas Armadas de EEUU.
"El único punto en que no podemos tener discrepancias, y lo indicó el presidente en su discurso, es que todos los resultados (el cese del conflicto y la posibilidad de entregar la responsabilidad a la parte iraquí) fueron alcanzados gracias a los soldados estadounidenses", destacó Gates.