Pin It

dedonnoESTADO-MAFIA
De la negociación a la estafa, indagado en Milán el ex coronel Giuseppe De Donno
Por Giorgio Bongiovanni - 23 de Marzo de 2014
Se puede plantear una línea de pensamiento apuntando a lo ocurrido en estos días en el eje Roma-Milán-Palermo. Por un lado el Papa Francisco, Don Ciotti y los familiares de las víctimas de la mafia. Por otro Roberto Formigoni, la Región de Lombardía, Giuseppe De Donno. En medio también está el fenómeno de la corrupción, cada vez más imperante, y la investigación sobre el Estado-mafia.
Podríamos preguntarnos qué tienen que ver estas figuras y acontecimientos entre ellos. Sin embargo tienen mucho que ver.


Giuseppe De Donno, ex coronel del ROS (Grupo Operativo Especial) de los Carabinieri, figura entre los imputados en el proceso judicial Estado-mafia, acusado de atentado a un cuerpo político del Estado, y específicamente de haber contactado a Massimo Ciancimino (hijo de Don Vito, ex alcalde mafioso de Palermo) a fin de que intercediera con su padre para que de esa forma iniciar una negociación con los jefes de Cosa Nostra. Más allá del procedimiento, por el cual consta la presunción de inocencia hasta la emisión de la sentencia del tercer grado de juicio, es un hecho que Giuseppe De Donno, con su accionar, ha violado el principio de la ética del Arma de los Carabinieri al hablar con un mafioso del calibre de Vito Ciancimino. Es el mismo ex coronel que declaró: “Decidimos contactar de alguna forma a la mafia a través de Vito Ciancimino para detener los atentados”.
Y es precisamente esta la acción antiética, o bien, el diálogo con Vito Ciancimino en primer momento iniciado a través de su hijo Massimo, luego directamente en primera persona con el ex alcalde mafioso de Palermo, estrechamente relacionado con la corriente sanguinaria de los corleoneses.
Claro está que todavía no podemos saber si Giuseppe De Donno, junto a su co-imputado Mario Mori, con sus acciones puede encontrarse entre uno de los responsables que aceleraron los tiempos que desembocaron luego en la muerte del Juez Paolo Borsellino, pero según nuestra visión puede ser suficiente iniciar un diálogo con los hombres de la mafia para no permitir ningún tipo de avance de carrera en el Arma, algo que en realidad no ocurrió así, y en cambio los “premios” por parte del Estado fueron múltiples. Con Cosa Nostra, y con cualquier otra organización criminal, no puede haber ninguna forma de diálogo o de negociación, si realmente se la quiere derrotar y eliminar. Por ello, según nuestra opinión, por más que llegaran a quedar absueltos de las acusaciones, persiste el hecho de la traición de Mario Mori y Giuseppe De Donno hacia la Institución que ellos han representado. Y seguiría persistiendo en el caso que la orden hubiera partido de un superior directo de ellos, porque habrían tenido la posibilidad de dejar el Arma, acusando a su vez a esos oficiales que eventualmente hubieran dado esa orden.
Cosa que no ocurrió y ya es historia que, a pesar de los procesos judiciales y de las acusaciones en su contra, ambos han sido premiados.
Giuseppe De Donno, por ejemplo, ha sido elegido y enrolado, en 2009, como miembro del Comité para la legalidad y la transparencia de los trámites regionales de la Expo 2015 en la Región de Lombardía. Lo quiso así el entonces presidente de la región Formigoni. No solo eso. Antonio Rognoni, director general dimisionario de “Infraestructuras Lombardas”, ha confiado a la GRisk, agencia de seguridad de la que, desde 2013, De Donno tiene un control del 66%, el “relevamiento del riesgo ambiental y legal en el ámbito de las actividades institucionales”. Ahora De Donno ha sido indagado también por la Fiscalía de Milán, acusado de concurso en fraude en licitación, de falsedad ideológica, y estafa agravada, además, según la reconstrucción del Juez de Investigaciones Preliminares, la Grisk habría sido favorecida por medio de las licitaciones fraudulentas.
Acusaciones que, si llegaran a probarse, demostrarían una acción no solo antiética por parte de De Donno, sino incluso criminal en contra de los ciudadanos del Estado italiano.
Y en este “cuadro” una parte de responsabilidad es también del ex Presidente de la Región de Lombardía, Formigoni. Constituyendo el “Comité para la legalidad y la transparencia de los trámites regionales”, él podía elegir a quien darle el cargo. Se habría podido dirigir a figuras como el actual jefe de la DIA (Dirección Investigativa Antimafia) de la Región de la Campania, Giuseppe Linares, un cazador de prófugos, desde hace tiempo tras las huellas de Matteo Messina Denaro, o como Manfredi Borsellino, hijo del Juez Paolo y actualmente Comisario de Policía de Cefalù, o como el jefe de la Policía de Milán, Alessandro Giuliano (hijo de Boris, asesinado por la mafia el 21 de Julio de 1979 n.d.r.). Podría incluso haberle pedido la disponibilidad a otros magistrados integérrimos como Gian Carlo Caselli, Alfonso Sabella, Sebastiano Ardita, Nicola Gratteri. O hasta Antonio Ingroia, hoy comisario extraordinario de la Provincia de Trapani y al mando de la sociedad regional de informática de Sicilia “E-servizi”. Pero en lugar de apuntar a estos nombres, Formigoni, a su vez enviado a juicio por el caso Maugeri con la acusación de asociación para delinquir y de corrupción, ha preferido confiar en el prefecto y ex general Mario Mori, quien ya había sido comandante del ROS y director del SISDE (Servicio de  Información para la Seguridad Democrática), y al ex coronel Giuseppe De Donno, quien ya era brazo derecho de Mori en el ROS, y que luego sería su jefe de gabinete en el Servicio Secreto civil. Ambas figuras más que discutibles.
Antes de ayer el Papa Francisco, se reunió con cientos de familiares de víctimas de la mafia, junto a Don Luigi Ciotti, el promotor espiritual de la lucha en contra de la mafia. Sus palabras, dirigidas a los mafiosos, siguen retumbando en la iglesia de San Gregorio VII: “¡Por favor cambiad de vida, convertíos, dejad de hacer el mal! Convertíos para no terminar en el infierno, eso es lo que os espera si seguís por este camino. Tenéis un padre y una madre, pensad en ellos. El poder, el dinero que tenéis ahora de tantos negocios sucios, de tantos crímenes mafiosos, es dinero ensangrentado, es poder ensangrentado y no podréis llevarlo a la otra vida.
Nos permitimos agregar a las palabras de Su Santidad, que igualmente tendrían que hacerlo todos los representantes de las fuerzas del orden, pocos gracias a Dios, que a lo largo de la Historia de Italia se han corrompido, han participado o colaborado para armar la mano de los asesinos que han asesinado a todas las víctimas de la mafia. También tendrían que arrepentirse todos esos políticos que han apoyado a la mafia y sin los cuales la misma habría muerto hace tiempo. Tendrían que arrepentirse todas esas autoridades de Estado que impiden el descubrimiento de la verdad sobre hechos y delitos de nuestro País. Tendrían que arrepentirse incluso esos cardenales corruptos y purpurados que han hecho lavar el dinero, el dinero manchado de sangre, en el banco del Vaticano. Tendrían que arrepentirse porque de lo contrario irán al infierno, como ha dicho el Papa Francisco. Nosotros queremos esperar que el proceso sobre la negociación Estado-mafia siga adelante que, el próximo 18 de Abril, la Corte de Casación no acepte el “juego sucio” de los imputados Mario Mori, Giuseppe De Donno y Antonio Subranni, que han solicitado que dicho juicio sea trasladado a otra sede, fuera de Palermo. Una solicitud que ha sido presentada en forma solapada, por razones de riesgo para la incolumidad pública y la seguridad. Esperamos que el proceso judicial, la investigación, la investigación bis, o la eventual terciaria, sobre la negociación Estado-mafia no sea arrancada de las manos del pool de magistrados integérrimos, coordinado por el Fiscal adjunto Vittorio Teresi, y del que forman parte los Fiscales Antonino Di Matteo, Francesco Del Bene y Roberto Tartaglia.
En el caso que se aceptara dicha solicitud significaría el golpe final del Estado-mafia contra la ciudadanía italiana honesta y sobre todo el golpe final, mortal, para los familiares de las más de novecientas víctimas inocentes de la mafia que el viernes pasado, con lágrimas en los ojos, emocionadas, con amor Crístico pidieron al Papa Francisco que rezara para que ellos puedan conocer la verdad sobre el porqué sus familiares fueron asesinados. La verdad sobre la razón que lleva al Estado italiano, en la mejor de las hipótesis, a preferir atrincherarse siempre detrás de la omertá (ley del silencio mafioso), o peor aún, ocultar su criminal complicidad con la mafia.
ARTÍCULO RELACIONADO
Negociación Estado-Mafia: ¡Juego Sucio!
http://www.antimafiadosmilargentina.com/index.php/antimafia-italia/11915-negociacion-estado-mafia-ijuego-sucio 

STAFF DE ANTIMAFIA DOS MIL

Director fundador: Giorgio Bongiovanni
Director Redacción Uruguay: Jean Georges Almendras

REDACTORES DE AMÉRICA LATINA
-Erika Pais
-Inés Lepori
-Matias Guffanti (Our Voice)
-Jorge Figueredo
-José Guzmán
-Agustín Saiz
-Paola Beco
-Félix Vera
-Alejandro Díaz
-Eduardo Godoy (Our Voice)
-Claudio Rojas
-María Cecilia  Bertholin

REDACTORES ITALIANOS

-Giorgio Bongiovanni
-Saverio Lodato
-Giulietto Chiesa
-Aaron Pettinari
-Lorenzo Baldo
-Anna Petrozzi
-Margherita Furlan
-Mirian Cuccu
-Francesca Mondin
-Jamil El Sadi (Our Voice)
-Karim El Sadi

REDACTORES INVITADOS DE MEDIOS AMIGOS  DE AMÉRICA LATINA
-Sebastián Artigas  (La Izquierda Diario de Uruguay)
-Damián Recoba (La Izquierda Diario de Uruguay)
-Periodistas de programa FRECUENCIA JOVEN de Rosario, Argentina.

APOYO DE REDACCIÓN
-María Lezcano
-Patricia Aboal

WEB MASTER
-María del Carmen de Huertos
-Fabio Mamelli
 

CONTACTOS

ANTIMAFIADUEMILA

REDACCIONES

ban_antimafiaanti

 

ban_antimafiaarg

 antim2

 

ban antimafiapy

PAGparaguay

 

 globebottom2

© 2009 ANTIMAFIADOSMIL.com | Fundador Internacional Giorgio Bongiovanni | Derechos Reservados.